Caracol Radio
NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

ECONOMÍA

Subida de tasas de interés del Banco de la República: a qué se debe y qué reacciones ha provocado

El Emisor tomó la decisión de su subir sus tasas de interés a 2 por ciento con el propósito de mantener a raya las expectativas de inflación.

Actualizado a
Subida de tasas de interés del Banco de la República: a qué se debe y qué reacciones ha provocado
ColprensaColprensa

Luego de más cinco años sin subir las tasas de interés, la Junta Directiva del Banco de la República decidió iniciar un proceso de normalización de la política monetaria. En ese sentido, el Emisor anunció que se incrementó las tasas en 25 puntos básicos, llevándolas a 2 por ciento. Esta fue una decisión por mayoría de 4 a 3, los tres miembros que se distanciaron de la decisión mayoritaria votaron a favor de un aumento de 50 puntos básicos.

De acuerdo con expertos, la decisión del Banco pretende evitar que la inflación termine reduciendo más la capacidad de compra de los hogares y las familias colombianas, en otras palabras, ayudará a que no suba el costo de vida. En entrevista con W Radio, Alejandro Useche, analista económico y profesor de la Universidad del Rosario, aseveró que el efecto de transición sobre el costo de préstamos a empresas familias y tarjetas de créditos va a tomar un tiempo.

"Seguramente por lo que resta del año vamos a tener las mismas tasas de interés en los créditos y el efecto se va a empezar a ver a principio del año entrante, donde empezaremos a ver los créditos más costosos. Este es un proceso gradual", dijo el especialista. De igual manera, afirmó que hay unos límites impuestos por la tasa de usura e indicó que el porcentaje de crecimiento del PIB (Producto Interno Bruto) del otro año será más pequeño.

Por su parte, Munir Jalil, director de investigaciones económicas para la región andina de BTG Pactual, explicó en entrevista con Portafolio que la medida evitará perjudicar a las personas más pobres. "Lo que se quiere evitar a toda costa es un sobrecalentamiento de la economía, que todos empiecen a demandar productos y no haya los suficientes, y se suban los precios. La inflación ya está alta, y esta golpea a la larga más fuerte a las personas de menores recursos", expresó Jalil.

Tenga en cuenta que este cambio no afectará los créditos que los ciudadanos ya tienen, no obstante, sí va a subir el costo a nuevas deudas. "Esto implica que seguramente en un periodo de tiempo se hará una transmisión de esta tasa de interés de intervención a las tasas de interés que se cobran en los mercados financieros y esto eventualmente puede llevar a un aumento del costo de ese crédito", dijo el gerente del Emisor, Leonardo Villar.

Las razones del Banco de la República

A través de un comunicado, el Banco de la República informó que esta decisión tomó en consideración varios elementos. En primer lugar, la medida se debe a que en el tercer trimestre de 2021 la actividad económica retomó su senda de recuperación que se vio interrumpida por los bloqueos llevados a cabo en el marco del paro nacional y el tercer pico de la pandemia durante el trimestre anterior.

"El fortalecimiento de la demanda interna al igual que la proveniente de los principales socios comerciales soportarían el mayor dinamismo económico en lo que resta del año, con lo cual se espera un crecimiento de 8,6% para 2021 y de 3,9% en 2022. El mayor crecimiento económico previsto permitiría que los excesos de capacidad productiva se cierren a una velocidad mayor que la contemplada anteriormente", dice el Emisor.

Asimismo, el Banco explicó que en agosto la inflación anual continuó su tendencia al alza y se situó en 4,4%, mientras que la inflación básica alcanzó 2,3%. La mayor senda de inflación se debe a choques de ofertas locales e internacionales de carácter transitorio, pero de diferente duración. A esto se agrega la reversión parcial de algunos alivios de precios, en un contexto de demanda más dinámica y de reducción de los excesos de capacidad de la economía.

Otra de las razones tiene que ver con que las expectativas de inflación han aumentado. Además de la persistencia de los choques externos, la indexación a una mayor inflación de algunos precios de la economía y el cierre de la brecha de producto a un ritmo más rápido que el esperado. Esto llevó "al equipo técnico a revisar al alza los pronósticos de inflación hacia un nivel que se ubicaría en 4,5% y 3,5% para finales de 2021 y 2022, respectivamente", agregó el Banco.

Finalmente, la Junta Directiva señaló que es consciente del amplio margen de incertidumbre que rodea los pronósticos mencionados, como también de los riesgos que subsisten de un recrudecimiento de la pandemia que afecte la recuperación de la demanda interna y externa. Del mismo modo, el Banco de la República reconoce los riesgos de que la desviación de las expectativas de inflación respecto a la meta se convierta en un fenómeno persistente que origine indexación a una inflación más alta.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?