presentado por
Competición
  • Liga Colombiana II
  • Champions League

La lucha de Jackson: Dos años y la lesión que marcó su carrera

FÚTBOL

La lucha de Jackson: Dos años y la lesión que marcó su carrera

Jackson Martínez y la historia de sus lesiones que lo tienen fuera de las canchas y sin equipo

Getty Images

Guangzhou Evergrande, de forma unilateral, rescindió el contrato del colombiano, quien lleva más de un año sin jugar. Esta ha sido su historia desde su lesión en 2015.

Vistiendo la camiseta del Porto y con su traspaso al Atlético de Madrid, Jackson Martínez iba en camino a la cima del fútbol europeo, pero las lesiones lo han llevado al otro extremo, al punto de impedirle jugar por más de un año y ahora quedarse sin equipo, tras la decisión unilateral del Guangzhou Evergrande de dar por terminado el contrato del colombiano, por quien el club chino pagó 42 millones de euros a inicios de 2016.

Jackson, que jugó 15 partidos con el club chino y marcó 4 goles, todos por la Superliga de ese país, continúa su recuperación y espera volver pronto a las canchas, para lo que deberá estudiar opciones como agente libre.

La realidad del delantero cambió drásticamente en dos años, por eso Diario AS Colombia hace un recuento de algunos sucesos clave en este proceso de Jackson:

Todo inicia en Eliminatorias

El 12 de noviembre de 2015, Jackson fue el referente de área de la Selección Colombia que rescató un empate a uno en el Estadio Nacional de Chile ante 'La Roja' por la tercera fecha de las Eliminatorias Sudamericanas rumbo al Mundial de Rusia 2018. El delantero dejó el campo al minuto 83 por lesión, luego de una entrada de Francisco Silva, y en su lugar ingresó Felipe Pardo.

Al final del partido, Jackson confesó que sintió "una torsión severa en el tobillo y un dolor muy fuerte" y, tras los exámenes médicos respectivos, la Federación Colombiana de Fútbol confirmó que el delantero sufrió "un esguince de cuello de pie", por lo que se perdió el partido frente a Argentina y otros más con su club, en aquel momento .

Cierre de un flojo semestre en España

Meses atrás se había dado su llegada al Atlético de Madrid luego de brillar en Portugal. Al colombiano le costó adaptarse al estilo de juego que implementaba Diego Simeone y sus goles no aparecían en la cantidad esperada, pero Jackson seguía en el radar de José Pékerman para el inicio de la Eliminatoria.

Tras la lesión en Chile, el delantero volvió a Madrid para trabajar en su recuperación, proceso que demoró un mes y medio, mientras se daban algunos rumores que lo acercaban al fútbol chino. El 30 de diciembre de 2015 Jackson volvió a jugar y fue protagonista. Ingresó para los 20 minutos finales de la victoria 0-2 sobre el Rayo Vallecano por la Liga de España en lugar de Ferreira Carrasco y asistió a Griezmann en el segundo gol del equipo colchonero.

El colombiano sumó minutos en enero del 2016 entre Liga y Copa del Rey, pero desde la lesión con Selección no pudo volver a anotar y terminó concretándose su salida rumbo al Guangzhou Evergrande, cerrando su etapa en el fútbol español con solo 3 goles en un total de 22 partidos disputados.

Los problemas vuelven en China

Jackson llegó a una Liga que tomaba fuerza por las altas inversiones de los clubes para contratar figuras del fútbol mundial y sus goles no se hicieron esperar: 3 anotaciones en las 3 primeras fechas de la Superliga China. Cuando parecía que de a poco volvía a una racha goleadora, en abril reapareció la lesión de tobillo, pero esta vez con un tiempo más largo para volver a las canchas.

El 9 de agosto de 2016 volvió a actuar y el 18 de septiembre anotó de nuevo, pero durante ese segundo semestre del año su participación fue intermitente, las molestias persistían y le costaba jugar más de un tiempo, por lo que se tomó la decisión de que fuera operado al finalizar el torneo. 

Recuperación prolongada

En noviembre de 2016 el colombiano fue operado en Portugal y se esperaba que en 6 meses aproximadamente volviera a las canchas con el Guangzhou Evergrande, algo que no se cumplió, pues cuando el delantero ya realizaba trabajos de contacto sentía ciertas molestias, por lo que se le realizaron los exámenes pertinentes y se le descubrió un cuerpo extraño en el talón (espolón) que tuvo que ser extraído en otra intervención quirúrgica en julio de 2017, por lo que su proceso de recuperación aún no ha llegado a su fin.

"La verdad en estos momentos estoy pensando en recuperarme. Ha sido una lucha difícil, pero continúo en mi recuperación. Me siento mucho mejor. Por primera vez salí al campo y pude sentirme bien para comenzar poco a poco a preparar lo que sigue en la siguiente etapa de esta recuperación", expresó el atacante hace poco más de un mes sobre un proceso de altibajos, en el que ahora debe enfocarse para estar en óptimas condiciones pronto y volver al fútbol, el mismo que tanto extraña sus goles.

0 Comentarios

Normas Mostrar