CICLISMO

Esteban Chaves, un escarabajo acostumbrado a resurgir

El colombiano ganó la etapa reina de la Volta a Catalunya y es líder de la montaña, cortando una racha de un año y 10 meses sin victorias.

Gran arranque de temporada para Esteban Chaves. En su primera carrera del 2021, el colombiano ha demostrado que está sólido, y luego del segundo lugar en la tercera jornada, el ciclista del Team BikeExchange se quedó con la victoria de la etapa reina de la Volta a Catalunya, resultado que le permitió quedar como nuevo líder de la clasificación de la montaña y quedar a solo un segundo del top 5 de la general.

Chaves se mantuvo bien ubicado en el grupo de favoritos en un recorrido de 166.5 kilómetros entre Ripoll y Port Ainé (Pallars Sobira) con tres puertos de montaña, uno de primera y dos de categoría especial, incluida la llegada a meta. En ese último ascenso, ya con la fuga neutralizada, el colombiano decidió atacar a 7 km del final, nadie pudo cazarlo y sostuvo el ritmo y la ventaja para cruzar la línea de meta en solitario y mostrando su buen estado físico y la capacidad para resurgir, pues no festejaba hace un año y 10 meses.

Casi dos años sin ganar

Chaves cortó una prolongada sequía de triunfos, alimentada también por el parón de las competencias durante varios meses del 2020 debido a la emergencia sanitaria ocasionada por la pandemia del coronavirus.

La última victoria de Esteban había sido el 31 de mayo de 2019, en el Giro de Italia. No fue la mejor participación del bogotano en esta edición de la primera de las tres grandes, en la que terminó en la casilla 40 de la clasificación general. Sin embargo, dejó de lado los resultados de las dos primeras semanas y las dificultades durante esos días para quedarse con la victoria de la etapa 19 en San Martino di Castrozza, puerto de segunda categoría, tras varios ataques en punta de carrera, hasta que se desprendió de sus competidores y se fue en solitario.

Una lesión que casi acaba su carrera

"Trauma craneoencefálico, contusión pulmonar, fractura del oído, fractura en el pómulo, fractura del esfenoides derecho, en la base del cráneo, y fractura de la clavícula". Esto decía el parte médico del colombiano tras una caída sufrida en febrero de 2013 en el Trofeo de Laigueglia.

Ese accidente lo obligó a operarse de un brazo en el que casi no tenía sensibilidad y mucha dificultad para moverlo. Esa lesión lo llevó al punto de retirarse tempranamente del ciclismo profesional, pero meses después, en medio de la recuperación, volvió el movimiento en la extremidad y apareció la oferta del Orica GreenEDGE de Australia. Volvió a las carreteras y han llegado las alegrías.

Un último ataque para el podio en La Vuelta

Durante la mayor parte de La Vuelta a España 2016, Chaves se mantuvo en el top 5 de la clasificación general. Incluso alcanzó el tercer escalón del podio entre las etapas 14 y 18, pero la contrarreloj individual le hizo perder ese lugar con Alberto Contador. Sin embargo, no todo estaba dicho.

Esteban atacó en la etapa 20, en la que Darwin Atapuma fue segundo y Nairo Quintana defendió la camiseta de líder ante los intentos de Chris Froome, y recuperó el tercer lugar de la general detrás de su compatriota, campeón de La Vuelta, y el británico.

Río 2016 y el Giro de Lombardía

Chaves fue el único colombiano en terminar la prueba de ruta masculina de los Juegos Olímpicos Río 2016 en la casilla 21 a 3'34'' de Greg Van Avermaet y ese mismo año, uno de los más gloriosos de su carrera, el colombiano se convirtió en el primer latinoamericano en ganar uno de los monumentos del ciclismo, al imponerse sobre Diego Rosa y Rigoberto Urán en el Giro de Lombardía.