presentado por
Competición
  • Liga Colombiana II
  • LaLiga Santander
  • Premier League
  • Bundesliga
  • Campeonato Brasileño Serie A
  • Fórmula 1
  • Liga Portuguesa
  • Ligue 1
  • Serie A
Fórmula 1
1 1:36.217

Charles Leclerc

Ferrari

2 a 1:36.408

L. Hamilton

Mercedes

3 a 1:36.437

S. Vettel

Ferrari

7 a 1:37.818

C. Sainz Jr.

Mclaren

Liga Portuguesa

SELECCIÓN COLOMBIA

Retrato Queiroz: Objetivos, método y estilo (musical)

Carlos Queiroz, técnico de la Selección Colombia, habló ante la prensa sobre su estilo, su manera de trabajar y anécdotas en sus primeros días con el equipo

FCF

El técnico de la Selección tuvo un encuentro con la prensa en Bogotá. Habló de sus convicciones en el fútbol y reveló una anécdota imperdible. Dirige y canta.

Desde que regresó a Bogotá, Carlos Queiroz no ha podido dormir. Jet lag, argumentan sus compañeros. Corea lag, lo llama él. Siente que la derrota en Seúl aún lo persigue. El partido le dejó conclusiones interesantes, pero le cortó un invicto como DT. No le gusta perder. Está claro. Eso sí, mantiene las prioridades. En pleno balance de la gira asiática y con el reloj en contra por la Copa América decidió citar a la prensa a una charla, que se hará norma durante su gestión.

Queiroz respeta el legado de Pékerman, pero se desmarca de sus maneras. Le apostará a comunicar detalles de su trabajo, a los microciclos (a pesar de que tuvo que cancelar el primero) y a un proyecto de selecciones unificado. “No quiero que se cree un clima de sospecha o de conspiración detrás del equipo nacional. Todo tiene que ser muy claro porque este es un equipo de la gente y la gente tiene el derecho a saber lo que está pasando”.

Es un hombre cordial. Usa bromas como puntuación cuando la charla se pone seria. Hace dos meses empezó su trabajo con una lista de 1064 jugadores profesionales en el exterior. Tras aplicar tres métricas de rendimiento, llegó a una selección de 38 con una media de 3 por posición. De ahí salió la convocatoria para los amistosos de Japón y Corea y “en un 99% saldrá la de la Copa América”. Entre esos 38 hay algunos nombres que tenía en mente para el microciclo (y que no quiso revelar).

Lesiones, el dolor de cabeza

Además de las derrotas, pocas cosas lo desvelan. Analiza los procesos de recambio con tranquilidad porque “infelizmente para el fútbol jugadores como Pelé, Maradona, Figo o Falcao no son eternos (…) Nuestro trabajo es mantenerlos el mayor tiempo posible dentro de la cancha, pero con los ojos en el futuro”. De lo que se trata, explica, es de hacer que esos ciclos tengan el menor impacto posible. Un proceso con dos momentos en paralelo: la competencia (tener un equipo listo para ganar) y la construcción de la selección del futuro.

Queiroz afirma que tiene soluciones en cada posición, pero le preocupa la cantidad de lesionados. Hizo un análisis sobre los calendarios y concluyó que los jugadores han tenido una sobrecarga de partidos. “Hace 4 o 5 años que no tienen descanso y eso tiene incidencia en en mis decisiones para preparar la Copa América. Tengo que poner más atención al descanso y mantener los jugadores sin fatiga mental antes del torneo”, explica.

Por esa razón, la Selección concentrará en Bogotá antes de viajar a Brasil. Los convocados alternarán los entrenamientos con algunos días de descanso con sus familias. Mientras terminan las ligas miembros de su cuerpo técnico acompañan en sus clubes a jugadores como Cuadrado y Mina apoyando la parte motivacional y de confianza. Colombia jugará un amistoso frente a Panamá en El Campín el 3 de junio y otro frente a Perú el 9… De ahí a Salvador.

Convicciones y estilo (de baile)

Queiroz salda las discusiones sobre el 4-4-2 o el 4-2-3-1. “Los sistemas en el fútbol moderno no existen, hay procesos defensivos y ofensivos. Tengo que formar un estilo en el que haya unidad para atacar y para defender”. Y si quedan dudas de sus prioridades a la hora de armar el equipo agrega “a mí me encanta la disciplina de equipo. No la entiendo como un castigo, la entiendo como una forma de liberar a los jugadores dentro del partido”.

El entrenador ve un gran potencial en los jugadores colombianos. Destaca su talento, valentía y creatividad. Condensa las posibilidades de éxito en la capacidad de combinar las individualidades con la organización y sobre todo con el esfuerzo. “Todos quieren ser campeones, pero salir a trabajar a las 4:00 a.m. no es para todos. Ahí se hace la diferencia. Si podemos montar un plan riguroso con los jugadores motivados, con mucho sacrificio… Colombia tiene una oportunidad”.

Seguramente Queiroz superará el insomnio, pero asegura que no olvidará su ritual de bienvenida en la concentración. “Nos pusieron a cantar y a bailar. No sé si nos fue bien, pero al día siguiente el hotel estaba lleno de agentes para contratar a los portugueses como cantantes (…) Algunos cantaron rock and roll, yo que soy un apaixonado, un bolero. Adapté una letra especial para Colombia. Después de que ganemos la Copa América vamos a juntar los jugadores y a grabar un cd".

Que sea un éxito, profe.