COPA LIBERTADORES

Del River de Pity al de Quintero para defender la Libertadores

Juan Fernando Quintero celebra el gol que le anotó a Boca Juniors en la final de la Copa Libertadores 2018

JAVIER SORIANO

AFP

River está en Perú para comenzar la defensa de su título ante Alianza de Russo. Gallardo busca su tercera Copa con Quintero como referente.

Este miércoles a partir de las 7:30 p.m. (hora Colombia), el equipo de los colombianos Juan Fernando Quintero y Rafael Santos Borré, espera comenzar con un triunfo en esta versión de la Copa ante un rival que visita por este torneo 21 años después. En 1998 se enfrentaron por fase de grupos y el partido terminó 1-1 en Lima.

… Y Quintero se hizo cargo

En octubre del año anterior cuando River jugaba la semifinal de la Copa frente a Gremio, Quintero fue apretado desde el banco por Gallardo. El técnico le pidió al jugador mayor influencia dentro del equipo con un contundente “Hacete cargo”, palabras que quedaron en la memoria del jugador y que hoy, cinco meses después ha logrado demostrarle al DT que su pedido no fue en vano y que Juanfer ahora es quien se hace cargo de darle un juego diferente a River, de contagiar a sus demás compañeros y convertirse en un jugador fundamental para el equipo.

Este 2019 lleva 7 partidos jugados -6 de titular- y cinco goles marcados, la mayoría golazos.

Gallardo por la tercera Libertadores

‘Napoleón’, ‘Libertador’... Los sobrenombres para Marcelo Gallardo cada vez que River juega la Libertadores parecen algo exagerados. Sin embargo, el técnico de 43 años espera alcanzar su tercera Copa con un equipo que poco ha cambiado respecto al que salió campeón en el Bernabéu. Los registros del ‘Muñeco’ en Libertadores son de casi el 60% de rendimiento, ha conseguido 86 de los 144 puntos que disputó. Además, solo perdió 8 juegos de los 43 que dirigió en todas las fases de Copa desde su primera vez en 2015.

¿En qué cambia River sin Pity y con Quintero?

Aunque la versatilidad táctica que impone Gallardo no hace notar mucho la diferencia entre el River del año anterior y este. Son los jugadores quienes en la cancha lo hacen ver distinto, con el Pity el juego era mucho más de construcción en el último cuarto de cancha con movimientos determinados por los costados con Quintero (cuando estaba) o Palacios y Fernández. Ese River terminó jugando 4-1-4-1.

Con Quintero, River tiene más movilidad, sorpresa y remate en el último cuarto de cancha, si bien la pegada de Martínez también era importante. La zurda de Quintero se impone notablemente con sus remates al arco y sus pases entre líneas o buscando las diagonales de los delanteros, para también hacer que se involucren más en el juego. El equipo luce más ordenado con un ‘10’ definido como el colombiano y esto beneficia mucho más a delanteros como Pratto y Borré, quienes pueden servir de asistidores, tal como lo hizo Lucas ante San Martín para el gol de Quintero. River ahora juega con un 3-4-1-2, o por lo menos así debutaría en la Copa.