Cinco razones por las que Nacional no ganó en Paraguay

Atlético Nacional

Cinco razones por las que Nacional no ganó en Paraguay

El cuadro verde volvió a fallar en la pelota quieta, le faltó un conductor, tuvo jugadores en bajo nivel y sintió la ausencia sus fichas lesionadas.

Aunque el empate 2-2 ante Libertad en el estadio Nicolás Leoz de Asunción, en el estreno de Atlético Nacional en la Copa Libertadores 2015, dejó a algunos conformes y valorando el punto conseguido en una plaza difícil, otros quedaron con la sensación de que el cuadro verdolaga pudo haber sacado un mejor resultado si no hubiera cometido varios errores.

Estas son las cinco razones por las que Atlético Nacional no ganó en Paraguay, en su primera salida en la fase de grupos de la Copa Libertadores:

La pelota quieta: Sigue siendo la asignatura pendiente en Nacional. Volvió a pasar trabajos y estuvo deslucido en el fútbol aéreo. En el estadio Nicolás Leoz, los de Osorio volvieron a defender "horrible" la pelota detenida. Y fue tan notorio el asunto que los dos goles de Libertad surgieron por esa vía. En el primero, perdieron la marca Francisco Nájera y Luis Carlos Ruiz. Para la segunda anotación, el extraño salto de Copete -con los brazos arriba- y sin hacer contacto con el balón, terminó en un penalti.

Falta de ideas: Nacional estuvo lejos del equipo finalista de la Suramericana, que lideró Cardona. No tuvo ideas. Yulián Mejía no fue ubicado en la zona de creación, donde filtra balones y es peligroso en la media distancia. Otálvaro ingresó en el segundo tiempo, pero quedó en deuda. No logró 'echarse el equipo al hombro' y no tuvo intervenciones importantes. Faltó un 10 que tirara paredes y pusiera mano a mano a los delanteros.

Bajo rendimiento: En Nacional hubo jugadores que estuvieron por debajo de su nivel habitual. No fue una buena presentación para Nájera, quien fuero superado varias veces por los delanteros gumarelos y no fue sólido en el fútbol aéreo. Muy flojo fue el partido de Valencia, con poco aporte en marca y ataque. Mejía estuvo deslucido y sin chispa. Osorio lo ubicó lejos del arco y en una función de sacrificio. Ruiz tuvo una actuación discreta. Apenas el gol de penalti.

Copete se apagó: Era el único jugador de banda, diferente y encarador con el que contaba Nacional para el juego con Libertad. En los primeros minutos fue influyente, un dolor de cabeza para el lateral Jorge Moreira y sacaba ventaja en el uno contra uno. Incluso, el gol de Zeballos nació de una buena jugada suya, en la que ganó la línea y sacó un centro perfecto. Sin embargo, con el paso de los minutos se apagó, perdió protagonismo y terminó involucrado en una mano-penal. Al final, salvó su presentación con el penalti que le cometieron, pero hizo extrañar a 'Manga' Escobar y al mismo Berrío.

Bajas en la nómina: Desde que salió de Medellín, el técnico Juan Carlos Osorio tenía claro que "hacen falta los extremos". Y sí que los extraño en Asunción. Copete le dio algo de fútbol de banda al equipo verdolaga, pero no fue suficiente. Las bajas de 'Manga' y Berrío, que están en recuperación de sus lesiones, la sintió Nacional. Pero no fueron los extremos los únicos ausentes. No contar con Palomino hizo a Nacional perder a un jugador que va bien por arriba, obligó a utilizar a Bocanegra como volante de primera línea y dejó algo liviana la zona de recuperación, que también se resintió con la ausencia de Bernal, un jugador de ida y vuelta, que da salida y colabora en marca.

 

0 Comentarios

Normas Mostrar