La última bala de Luka

Es imposible asomarse a este verano que el Madrid vive peligrosamente sin pensar en el olfato de Zidane. Desde que anunció su marcha tres Champions después, el Madrid contrató a Lopetegui en las vísperas mundialistas, facilitó la salida de Cristiano, con sus 450 goles, ha fichado a Vinicius, Odriozola y Lunin, está a punto de ceder a Kovacic al Chelsea y cerrará a Courtois. La plantilla se ha debilitado y le ha sobrevenido lo que suena insólito: el caso Modric. Desde la perspectiva del club está muy claro: 750 millones marca su cláusula, no se aceptan chantajes y se amenaza con demandar al Inter ante la UEFA para mostrar su indignación.

El croata, sin embargo, piensa que, tras su gran Mundial, con 32 años y el premio The Best a la vista, está ante el último gran contrato de su vida. Luka nunca entendió su brecha salarial respecto a Bale, teniendo en cuenta la diferencia de rendimiento. Además, se le han juntado sus problemas judiciales con el caso Mamic en su país y los líos fiscales en España. En su entorno aseguran que hay un deseo real de irse, que no tiene que ver con la búsqueda de un aumento. Por Modric habla su silencio, pero no le van a dejar marchar de ninguna manera. Kovacic se va a salir con la suya aireando su descontento. Ahora le toca hablar a Luka…

0 Comentarios

Normas Mostrar