Temas del día Más temas

Andratx, madridismo bañado entre AC/DC y la pasión por Asensio

Andratx, madridismo bañado entre AC/DC y la pasión por Asensio

Puro lujo. Andratx es un paradisíaco pueblo mallorquín que disfruta junto a la costa de un selecto puerto deportivo plagado de barcos y yates que te dejan sin respiración sólo de contemplarlos (mejor no mirar los precios de las embarcaciones para que el shock no sea mayor). Pero sus gentes, los del pueblo de toda la vida, son currantes y disfrutan de su devenir con un talante positivo admirable. Uno de ellos es un jardinero de larga melena al que todos quieren y conocen: Baltasar Jofre Palma, Balta para los amigos. Un madridista irreductible y un enamorado de la música heavy, sobre todo de AC/DC, su gran grupo de culto. La fiesta de su peña en la coqueta sede social (Bar Parada) fue acompañada en el arranque por la música atronadora del tema Highway to Hell de la legendaria banda australiana. Un presidente genuino.

La conquista. En Andratx se vivieron tiempos complicados para los vikingos en los años del Barça de Guardiola. Pero la noche de Cardiff se consumó la reconquista. Tres Champions en cuatro años. De hecho, un grupo de merengones del pueblo cogió una bandera del Madrid e hicieron cumbre con ella en la montaña del Puig Cornador. “Allí luce todavía para orgullo de los que se acercan a la sierra de la Tramuntana. Ahora en el pueblo se sabe que estamos en la era triunfal del Madrid...”. Nada menos que 219 socios tiene la peña, con una cuota módica: 40 euros al año (no llega a cuatro euros al mes). Además, la explosión futbolística de su paisano Asensio ha involucrado aún más a los jóvenes del pueblo. Algunos han visto al chaval cuando jugaba en los juveniles del Mallorca por los campos de toda la isla. “Para los mallorquines es muy grande que Marco se esté convirtiendo en un crack del Madrid y de la Selección. Nos identifica a todos los que somos de aquí”, recalca orgulloso Balta.

Bale, KO. La peña celebró su 22 aniversario el pasado viernes. Todo eran caras alegres menos cuando se enteraron de la nueva lesión de Bale. Los peñistas no daban crédito: “¿Otra vez lesionado? Así empezó Robben y al final hubo que venderlo. Se pasa más tiempo de baja que jugando. Debimos traspasarlo al United el pasado verano. Ahora va a ser difícil que nadie vuelva a ofrecernos 100 kilos por él”. Al menos, todos coincidían en venirse arriba pensando en el derbi de mañana: “Ponlo en el AS. Vamos a ganar 0-2 en el Wanda. Tiene que ser nuestro campo talismán como lo era el Calderón”. Querido Atleti...

0 Comentarios

Normas Mostrar