Copa Sudamericana

Hazaña en Avellaneda: Santa Fe vence a Independiente

Triunfo histórico del rojo en Argentina que ganó con gol de Balanta. Zapata atajó un penal y ahora le basta un empate en Bogotá para ir a la semifinal.

0
Hazaña en Avellaneda: Santa Fe vence a Independiente
ALEJANDRO PAGNI AFP

Avellaneda 12 años y 300 metros más adelante. Como ante Racing en 2003, Robinson Zapata volvió a ser el dueño del arco, del partido, de la ilusión santafereña, con una atajada al ángulo que desvía un penal al tiro de esquina. Iban 20 minutos de juego y el portero Diego Rodríguez falló una pena máxima tras una falta discutida de Yerri Mina sobre Juan Lucero. Era match-point para Independiente, terminó en hazaña para Santa Fe…

El equipo cardenal se paró firme atrás con un bloque de seguridad sustentado por los dos centrales Jerry Mina y Francisco Meza que tuvieron respaldo con los dos mediocampistas de marca Jeison Gordillo y Sebastián Salazar. Controló a Independiente desde ahí e intentó salir con la pelota limpia por el piso.

Luis Manuel Seijas se tiró a los costados para triangular con Luis Quiñones y Wilson Morelo, que tuvo más sacrificio pues además de tirarse atrás puso en aprietos con su velocidad. A puro control y dominio, el equipo bogotano maniató a los argentinos en el final del primer tiempo.

Para el complemento arriesgó más. Balanta se lanzó por la izquierda, Seijas jugó más suelto y Quiñones apretó más cerca del área rival. La presión sirvió porque Independiente tuvo problemas para entrar por el medio.

A los 65’ Balanta hizo la suya. Encaró con un "ocho", corrió por izquierda hasta la raya fondo desde donde sacó un remate que entró por el palo de Rodríguez para el 1-0. Robinson volvió a cerrar su arco con otra parada en dos tiempos a un tiro libre con fuego de Federico Mancuello. En el final, Juan Daniel Roa armó un contragolpe para liquidar, pero tardó en ceder hacia la izquierda donde esperaban dos compañeros.

El próximo jueves 29 de octubre Santa Fe jugará el partido de vuelta en El Campín. La ilusión por la semifinal de la Copa Sudamericana salió fortalecida desde Avellaneda, la ciudad de Argentina que conquistó Zapata 12 años y 300 metros después.