Caracol Radio
NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

política

Reforma tributaria en Colombia: quiénes están a favor y quiénes en contra del proyecto de ley

El proyecto de reforma tributaria en Colombia ha sido una polémica discusión, pero ¿qué dicen los candidatos presidenciales a pocas semanas de elecciones?

La reforma tributaria en Colombia: claves, puntos y polémicas del proyecto
JUAN PÁEZCOLPRENSA

A inicios de abril de 2021, surgió la discusión e indignación por una reforma tributaria que afectaría a las personas del común. Aunque ese proyecto de ley del entonces ministro, Alberto Carrasquilla no pasó, hoy, a pocas semanas de las elecciones presidenciales, los candidatos sostienen que una reforma es necesaria, ya sea gravando a la gente o a las empresas.

Las reformas tributarias buscan recoger suficiente dinero para sostener la economía del país, por lo que, el año pasado la primera que fue presentada en abril pretendía recaudar más de 23 billones de pesos, poniéndole IVA a varios productos que estaban exentos como los de la canasta familiar.

Varios de los candidatos como Sergio Fajardo, Gustavo Petro, Federico Gutiérrez, Ingrid Betancourt, Rodolfo Hernández y otros han destacado que una reforma es necesaria pero no como la que se planteó el año pasado.

¿Quiénes están a favor de la reforma tributaria?

El candidato Sergio Fajardo, que representa la coalición Centro Esperanza, entre sus propuestas tiene una reforma tributaria con la que busca recaudar 33 billones de pesos. De acuerdo con el político, ese dinero saldría del nuevo “catastro multipropósito” en el que según el diario La República, “se van a identificar a las personas que tengan terrenos de mayor valor”.

Además, el candidato destaca que la Dian tendrá un papel importante en esta nueva reforma, ya que deberá asegurarse que los evasores de impuestos dejen de tener esa posibilidad. “No es posible que nosotros permitamos que esto siga así”, menciona Fajardo.

Por otra parte, el candidato Gustavo Petro, tiene una propuesta más ambiciosa, puesto que plantea reducir el déficit fiscal. De acuerdo con información recogida por La República “nosotros proponemos derogar la reforma tributaria de 2019. El déficit fiscal actual vale más o menos $90 billones. Derogar esa reforma haría que ingresen a las arcas $20 billones para 2022″.

Adicionalmente, propone que las personas naturales que tengan más ingresos se les grave por dividendos “los ingresos del propietario de una empresa que le saca para su bolsillo, hace las veces de un salario”. Sobre el IVA, dice que los alimentos con más nutrientes no estarían gravados.

Impuestos a los empresarios

La candidata Ingrid Betancourt expresa que antes de una reforma es importante “limpiar la corrupción”, ya que más impuestos para los colombianos parecerían una fuente para “mantener a los corruptos”. Sin embargo, dice que las empresas deben pagar los impuesto con lo que ganan.

“Para ello, vamos a salir a buscar cerca de $9 billones de las empresas de una renta liquida de más de $3.000 millones. Esto nos daría mas de $5 billones anuales. Después ajustaríamos el impuesto de industria y comercio, de pronto, lo reduciría de la base gravable; y esto nos produce $2 billones anuales más. La idea es no tocar el IVA”, dice Betancourt.

Por el contrario, el candidato del Equipo por Colombia, Federico Gutiérrez, dice que las empresas no tienen que llevar la carga más pesada con respecto a los impuestos, por lo cual, menciona que la reforma tributaria no se puede descartar y que lo más importante es luchar contra la corrupción.

“No han existido reformas tributarias estructurales porque han sido para tapar los huecos fiscales y siempre a costa del sector productivo del país. Nosotros no podemos caer en el vicio de creer que cualquier hueco lo tienen que tapar los empresarios porque las empresas se vuelven improductivas”, explica el candidato.

En ese mismo sentido está el candidato Enrique Gómez, quien menciona que se debe aumentar el impuesto a los colombianos pero bajando la renta de las empresas. “Hay que sentarse y hablarles a los colombianos a los ojos y decirles la verdad: es indispensable una gran reforma tributaria, acabar con las minireformas”, dice el candidato de Salvación Nacional.

Reforma en contra de la burocracia

El candidato Rodolfo Hernández, dice que el gasto del país es ineficiente porque se destina la mayor cantidad del dinero a propósitos que pueden cambiarse. “Lo que necesitamos es bajar el gasto público inoficioso e inoperante. Colombia tiene muchos funcionarios públicos y se puede reducir la burocracia. El país gasta demasiado en seguridad. El Ministerio de Defensa gasta más de 30% de los que los recursos que emplea Brasil en Defensa y tenemos cuatro veces menos población”, explica el candidato de la Liga de Gobernantes Anticorrupción.

Asimismo, Jhon Miltón Rodriguez dice que reduciría “la alta burocracia”, por lo que se cree, que desaparecerían cargos. Además, dice que recortaría el gasto que se hace en cargos como consejerías y otros cercanos al máximo cargo del poder ejecutivo. Por otro lado, según recoge La República, dice que convocaría un referendo para reducir la cantidad de congresistas.

No puede ser que el Congreso de Colombia tenga la misma cantidad de congresistas que tiene Estados Unidos, cuando ese país es seis veces más grande que Colombia y tengamos 160 magistrados cuando Estados Unidos resuelve esto con nueve”, afirma Rodriguez.

Por su parte, el candidato Luis Pérez hace una propuesta que nadie más se atreve y es la de tocar el IVA pero para bajarlos de 19% a 6%, con el objetivo de reducir el costo de vida. Además, dice que eliminaría las exenciones que tiene este impuesto y que tienen las empresas.

“La primera que haría, y que se llevaría a cabo en los primeros 100 días de Gobierno, es bajar el IVA del 19% a 6% y eliminar exenciones tributarias que existen, una medida que ayudará a que recojamos más dinero (...) cuando uno va a la Dian, al Gobierno no entran sino $32 billones, o sea 29%, y 71% se lo reparten las grandes empresas con exenciones tributarias y el resto se lo roban los carteles del IVA”, propone Pérez.