COPA LIBERTADORES

Gallardo: "No fue normal jugar en una situación tan inestable"

El director técnico de River Plate habló de la situación social que vive Colombia luego del partido ante Junior de Barranquilla en el Romelio Martínez.

La situación social que vive Colombia no ha sido ajena al fútbol. En la previa del partido entre Junior de Barranquilla y River Plate por la Copa Libertadores se presentaron altercados entre manifestantes y Esmad en los alrededores del estadio Romelio Martínez, donde se disputó el partido que terminó en empate 1-1 por la cuarta fecha del Grupo D.

Al final del compromiso, que durante el primer tiempo tuvo que detenerse por gases lacrimógenos, Marcelo Gallardo habló sobre cómo vivió el encuentro en la capital del Atlántico y aseguró que fue un partido atípico por las protestas que se generaron en la ciudad en una nueva jornada del Paro Nacional.

"Si bien era un momento complejo, porque uno no se puede abstraer de lo que está pasando, nosotros veníamos a jugar, intentando que nos den las garantías necesarias porque no es normal jugar un partido en una situación tan inestable que está viviendo el pueblo colombiano".

"No fue normal ni en la previa, ni en el partido. Se jugó en una situación muy incomoda, fue una situación anormal. Dentro de lo que fue y lo que se vivió, el resultado termina siendo anecdótico por las circunstancias que se vivieron hoy", afirmó el Muñeco en rueda de prensa.

Y añadió, "no fue normal venir a jugar un partido en una situación tan inestable que está viviendo el pueblo colombiano. Se jugó con gases lacrimógenos y escuchando detonaciones desde afuera. No podemos mirar para otro lado", dijo.

Gallardo también aseguró que usó el encuentro ante los dirigidos por Luis Amaranto Perea para darle minutos a otros jugadores de la plantilla. "El partido de hoy era para gestionar minutos. Iba a ser un partido duro, iba a ser un partido difícil de encarar por todo lo que se vivió durante el partido. Más allá de los esquemas, busqué gestionar minutos y después tratar de estar en el partido siempre", concluyó.

Con este resultado, River Plate se ubica segundo del Grupo D con seis unidades luego de un partido ganado y tres empatados, mientras que Junior de Barranquilla es tercero con tres unidades luego de tres empates y una derrota.

Este no fue el único partido que se vio afectado por las protestas. El juego entre Atlético Nacional y Nacional de Uruguay, que estaba previsto a disputarse en el estadio Hernán Ramírez Villegas, se retrasó una hora por las manifestaciones en el hotel de concentración del equipo charrúa.