Webó, Demba Ba y una lucha que no para

Kathrine Switzer fue primera mujer en correr un maratón. 53 años después Stéphanie Frappart, la primera en arbitrar un partido de Champions League –de hombres, por supuesto-. En el medio, muchos otros hombres y mujeres desafiaron lo establecido. Los que hacen las reglas (muchas veces señores de traje) decidieron durante mucho tiempo lo que se puede hacer y lo que no. Los dueños del deporte, pero no de la pasión.

El momento histórico por el que atravesamos requiere que estemos a la altura. Estemos, sí. Deportistas, periodistas y aficionados. Mucho de lo que creíamos o que nos enseñaron no resultó justo y tuvimos que hacer un alto para reflexionar. Colin Kaepernick prendió la llama que luego se reflejó en la responsabilidad de muchos atletas de usar su influencia para llamar la atención sobre la discriminación, violencia policial e injusticia social normalizada en Estados Unidos.

La rodilla al piso es un símbolo de lo que debe parar. Una señal de que somos conscientes de lo que pasa y que no puede ser tolerado. De la NBA, WNBA, MLS y NWSL, al fútbol del mundo. Ya hemos visto a muchos jugadores hacer propia la protesta… Alaba, Marcelo, Henry, Lukaku, Vinicius, Rodrygo y la lista continua. No es fácil. Días atrás los hinchas del Millwall abuchearon el gesto de sus jugadores y rivales. El racismo es una realidad.

El 7 de diciembre, Mara Gómez marcó la historia del fútbol argentino tras convertirse en la primera jugadora transgénero en debutar en la liga femenina de la AFA. Lo logró después de una larga batalla y amparada en la Ley 26.743 de Identidad de Género que establece que las personas trans sean tratadas de acuerdo a su identidad autopercibida. ¿Por qué Mara tendría menos derechos que cualquiera de nosotros?

Ni la Champions League escapa al reto. Sebastián Coltescu, cuarto árbitro en el partido PSG-Basaksehir, se refirió a Pierre Webó como “the black guy”. El negro. Lo cual generó una protesta del cuerpo técnico y jugadores del equipo turco apoyados por el PSG. Ambos clubes salieron del campo de juego condenando el hecho. La UEFA reconoció la situación. Investigarán y el partido se reprogramó para el miércoles con jueces diferentes.

Hay quienes dicen no entender. ¿Por qué la molestia?, preguntan. Demba Ba, jugador del Basaksehir, lo dejó claro cuando inquirió a Coltescu: "¿Cuándo te refieres a un blanco, te refieres a él como el hombre blanco?". Contundente. "El deporte es una herramienta muy potente. Que no me llames negro. Y punto", expresó la periodista Gemma Herrero en su cuenta de Twitter sobre la escena de Demba Ba.

El 2020 ha sido un año difícil, un reto impensado para la humanidad. En medio de la tormenta han aparecido nuevos acuerdos sociales y la necesidad de cambiar lo que sostiene un sistema que permite la discriminación. No es necesario un insulto ("presunto incidente racista"). Es imprescindible detener la normalización del racismo desde el lenguaje, desde lo cotidiano... en ese y cualquier ámbito. Esa es una lucha que no para.