COPA LIBERTADORES

Borré, Pity y el VAR clasifican a River en un partido dramático

River Plate clasificó a la final de la Copa Libertadores al vencer a Gremio de Portoalegre en el Arena do Gremio y espera rival este miércoles

NELSON ALMEIDA

AFP

El videoarbitraje fue determinante para que el equipo de Marcelo Gallardo esté en la final de la Copa Libertadores. Espera rival de la serie entre Palmeiras y Boca Juniors.

River Plate salió al campo del Arena do Gremio con los colombianos Juan Fernando Quintero y Rafael Santos Borré como titulares para buscar la hazaña en campo visitante y con el técnico Marcelo Gallardo viendo el partido desde el palco del estadio. La lluvia acompañó desde el comienzo y también la propuesta de River que era más que su rival.

En el primer minuto, un pase un profundidad de Quintero para Borré, que el delantero no pudo aprovechar fue el inicio del dominio de River que se acercó al arco de Marcelo Grohe. Pero el equipo argentino no pudo ser efectivo en ninguna de sus opciones. Además de la de Borré, tuvo un lanzamiento de media distancia de Ponzio y un remate cerca al área de Palacios.

Por su parte, Gremio, en su estilo, dejó jugar a River y se decidió por el contragolpe. Pero el mazazo para los visitantes llegó después de un tiro de esquina para los brasileños. Alisson fue al banderín, cobró en corto y el balón pegó en Casco. El rebote lo tomó en pleno Leo Gomes que de primera remató y venció a Armani. Era el minuto 36 del primer tiempo.

Después del gol, River lo intentó de nuevo pero Gremio lo incomodó en la mitad del área a donde los visitantes intentaron llegar con la misma fórmula. Centro de Fernández o Montiel por derecha buscando a Borré o Pratto o de la misma forma por la izquierda con Casco. Aunque Quintero buscó el balón y la sorpresa, estaba bien referenciado por Maicon y Michel. Además, River perdió a su capitán Leo Ponzio por lesión. Fue reemplazado por Enzo Pérez que no hizo la diferencia y fue amonestado.

Para el segundo tiempo Pity Martínez ingresó por Nacho Fernández y en Gremio entró Everton por Maicon. El jugador del equipo brasileño pudo haber aumentado la cuenta después de quedar mano a mano ante Franco Armani pero el portero de River lo impidió con la atajada del partido.

River tuvo más el balón que su rival, el Pity Martínez le dio un poco más de movilidad al mediocampo y Quintero buscó el espacio que el rival nunca le cedió por lo que fue sustituido por Ignacio Scocco. Borré siguió luchando casi en solitario en frente de ataque y teniendo un desgaste sin trascendencia. Así incómodo, River siguió buscando el milagro.

Y se acercó cuando al minuto 82 Rafael Santos Borré empató el partido. El colombiano anotó de cabeza, tomó el balón y pidió que los hinchas que acompañaron al equipo no pararan de alentar.

Y aunque todo estaba en contra del equipo de Marcelo Gallardo, esta es la Copa Libertadores y los milagros en forma de VAR existen. El árbitro revisó una mano en el área de Bressan, dio un lanzamiento desde el punto de pena máxima a favor de los argentinos y expulsó al defensor. El encargado de cobrar fue el Pity Martínez que venció al portero Grohe y le dio la clasificación a River por gol visitante ante la furia de los jugadores del equipo local.

River sigue en la Copa Libertadores después de clasificar en su grupo ante Flamengo, Santa Fe y Emelec y luego dejar en el camino a Racing e Independiente de Avellaneda y espera en la final al ganador de la llave entre Palmeiras y Boca Juniors que definen al segundo finalista este miércoles en el Allianz Parque.

0 Comentarios

Normas Mostrar