Se veía venir lo de Kepa...

La inminente fuga de Kepa Arrizabalaga se veía venir. Ya el pasado mercado invernal estuvo a punto de recalar en el Real Madrid por 20 millones si no lo llega a impedir Zidane. Apenas seis meses después ni una prórroga de contrato hasta 2025, ni ser el mejor pagado del Athletic le ha servido al club de Ibaigane para retener a su activo más internacional.

Algunos jugadores no tienen techo y Kepa se encuentra en el olimpo de los elegidos. El Chelsea le va a doblar su salario y va a abonar los 80 millones de su blindaje, una cantidad considerable que de nuevo abastece las arcas del Athletic. Llueve sobre mojado con los casos de Ander Herrera, Javi Martínez y Laporte, a los que Manchester United, Bayern y City sedujeron nada más despuntar fuerte en el concierto continental y como marca la política rojiblanca, pasaron por caja.

Ni siquiera los fichajes de Iñigo Martínez por Laporte, de Yuri Berchiche o el propio míster Eduardo Berizzo impiden la marcha del arquero ondarrutarra. Un hombre idolatrado en San Mamés, comparado incluso por Iribar por su planta y reflejos bajo palos. Una posición, sin embargo, muy bien cubierta en Bilbao con Iago Herrerín y el internacional Sub-21 Álex Remiro, de regreso tras ascender al Huesca a Primera. Además del prometedor Unai Simón se foguea cedido en el Elche. Con los 80 millones no es descartable una operación antes de final de este agosto. El realista Mikel Oyarzabal y Ander Herrera son los dos jugadores más deseados.

0 Comentarios

Normas Mostrar