Rusia tiene fe ante ¿un imposible?

Rusia se agarra al milagro. Si pudo contra España, ¿por qué no va a ganar a Croacia? El escenario es similar: se enfrenta a un equipo técnicamente superior con jugadores que militan en grandes clubes europeos y saben mover el balón. Los de Cherchesov han manejado bien la presión que les oprimía antes de comenzar el campeonato. Eran la selección con el peor ránking FIFA de todo el Mundial y ahí están. Superaron la fase de grupos sin apuros, dejaron en la calle a la campeona en Sudáfrica 2010 y ahora tienen hambre ante una de las revelaciones.

El delantero croata Ante Rebic ha calentado el encuentro al decir que “somos mejores que Rusia”, pero eso hay que demostrarlo. Es un discurso parecido al que se escuchaba antes de la fatídica tarde española en Luzhnikí. Todos tienen un plan, pero Rusia lo desbarata. Samedov o Dzagoev, entrevistados en el portal de Match.tv, no esconden que será un partido difícil, pero sus risas cuando les preguntaron si todo será igual que contra España dejan a claro que están preparados. “Hemos visto vídeos y tenemos algo previsto”, comentan ambos. En Rusia, la pasión por su selección es una realidad. Sólo había vivido este ambiente después de que eliminaran a Holanda en la Euro 2008, que ganó España. Como entonces, saben que ya han hecho historia, pero ¿por qué no continuar? ¿Quién ha dicho que aquí está límite?

La ciudad de Sochi será de todo menos eso para los croatas, que intentarán aplacar esta euforia general. Rusia cree y se dejará el alma en el campo para soñar incluso con “llegar a la final”, como afirma el propio Samedov con una mueca jocosa. Ese es el gesto que muestran todos los rusos cuando me escuchan hablar sobre el fútbol español. Ahora quieren cerrar más bocas y la siguiente puede ser la de Rebic.

0 Comentarios

Normas Mostrar