Independiente es Libertadores: 7 títulos, Bochini, mística...

Fútbol

Independiente es Libertadores: 7 títulos, Bochini, mística...

Independiente es Libertadores: 7 títulos, Bochini, mística...

AFP

El próximo rival de Millonarios es el que más veces ganó la Copa. En 2017 actualizó su historia continental con la victoria al Flamengo en el Maracaná por la Sudamericana.

Independiente de Avellaneda es el equipo con más títulos de Copa Libertadores. Fue el primer argentino en hacerlo. Ganó en 1964, 1965, 1972, 1973, 1974, 1975 y 1984. Cada uno de esos campeonatos tiene historias particulares en las que aparecen goles olímpicos para finales, cuatro títulos consecutivos, la mejor versión de Ricardo Bochini y un saludo que la Conmebol prohibió para este año.

El Rey de Copas y de la Libertadores

El rojo se apropió del nombre en 1976 porque fue el primero de su país en conseguir doce títulos internacionales. En la baraja española ese el número que identifica al Rey de Copas. Por eso será siempre el dueño de ese apodo. Tiene siete Libertadores. Con la Sudamericana que ganó el año pasado completó 19 trofeos continentales.

Cuatro seguidas con goles olímpicos

Le puso marca registrada a ese logro entre 1972 y 1975. Lo más curioso es que se clasificó a tres de esas cuatro finales que ganó, con goles olímpicos. En el 72 Balbuena anotó desde el córner a Sao Paulo; en el 73 Daniel Bertoni a Peñarol y en el 75 repitió ante Cruzeiro.

"¡Bo-Bo-chini!"

Apenas el mejor jugador de su historia se asomaba por el túnel para salir a la cancha, la afición lo recibía con ese grito contagioso. Ricardo Bochini jugó 20 años con Independiente (1971-1991) y ganó cuatro Libertadores. Su fútbol, su fidelidad con el club, fueron los responsables de tanto afecto.

El título de 1984 lo encontró en gran nivel. Dirigió la banda en ese partido de colección ante Gremio en Porto Alegre que aseguró la Copa. La formación: Goyén; Clausen, Villaverde, Trossero, Enrique; Giusti, Marangoni, Bochini; Burruchaga, Bufarini y Barberón.

El saludo que no le gustó a la Conmebol

El técnico Ariel Holan recuperó una tradición de 1963. El saludo con los brazos en alto a las cuatro tribunas que marcó los primeros títulos de la Copa Libertadores. El portero de esa época, José Santoro le explicó al Diario Olé, lo que representó ese gesto.

"Exhibíamos las palmas de las manos para demostrar que las teníamos limpias, que íbamos a jugar con hidalguía y caballerosidad, que teníamos valores. Encarábamos en hilera, yendo de frente, con la intención de mostrar grandeza. Y levantábamos los brazos para convencernos y juramentarnos que íbamos a ser vencedores”.

La Conmebol lo prohibió para esta temporada porque considera que rompe el protocolo de salida de los jugadores a la cancha.

0 Comentarios

Normas Mostrar