Caracol Radio
NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

Un escenario impresionante

Actualizado a

Cuando vi al Zaragoza ganar la Recopa de 1995 en el Parque de los Príncipes, se me puso la piel de gallina. Otra vez España triunfaba en el mismo escenario donde yo había conquistado el Tour, el 18 de julio de 1959. Aquello fue impresionante, con el estadio lleno aplaudiéndome.... A mí en Francia siempre me han aplaudido mucho. También silbaron aquel día a Anquetil y a Rivière, porque los franceses habían hecho la guerra por su cuenta, como nos pasó a los españoles durante mucho tiempo. Aquello me vino bien, aunque si realmente gané, era porque anduve mucho, más que nadie.
En el Parque de los Príncipes me esperaba mi mujer, Fermina, que viajó con dos concejales de Toledo, Emilio Abel y Mariano Díaz. El ramo se lo regalé a ella, claro. A la ceremonia acudió el Conde de Casa Rojas, que era el embajador en París. En esa época vivíamos muy aislados, fue un acontecimiento. Años después me lo encontré por Madrid, casualmente, y se me echó a llorar.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?