El partido que soñó Conte

En Stamford Bridge se jugó mucho más a lo que soñó Conte que a lo que planeó Valverde. Pero para que a los ingleses les saliera de sobresaliente necesitaban que Hazard encontrara el camino. Fue Willian el que pudo abrir el marcador y el que acabó marcando, pero, sin delantero centro en un acierto de Conte, al belga le tocaba descargar y repartir juego, aguantar cuando se jugaba en largo, buscar el espacio, asistir, marcar, conducir el balón, abrirse en banda. De todo vamos. Hazard tuvo gestos técnicos, fue vertical, chutó una volea que salió alta por poco...

¿Da para jugar con un equipo que nunca puede plantearse un partido como el que hizo el Chelsea en Stamford Bridge? ¿Se nota más su calidad cuando juega a la contra? Es decir, ¿hubiera hecho mejor al Barcelona al que ayer le faltó creatividad en el último tercio? Sin duda. Vale para lo de ayer y para lo que se encarte. Solamente le falta iluminar un partido grande. Quizá en la vuelta.

0 Comentarios

Normas Mostrar