Estás leyendo

A perro flaco, todo son pulgas

A perro flaco, todo son pulgas

La llegada de hoy, más emocionante por la oposición de Bodnar, volvió a ser para Kittel. Arrancó más tarde que nadie y, pese a que le apretaron más, terminó dejándose ir al ver que ya la tenía asegurada. Marcel Kittel puede seguir sumando antes de llegar a París, de lo único que se tiene que preocupar es de entrar dentro del control y de gestionar las escapadas con su equipo. Salvo que se quede cerrado en un sprint, que también puede pasar, es el que seguirá teniendo más opciones de ganar en llegadas así.

Con Contador se cumple el dicho de "A perro flaco, todo son pulgas". Ha entrado en una dinámica mala y se cae en cualquier lado, delante y detrás. Esto va por rachas, pero a él le ha tocado una mala. No se sabrá su situación hasta que se monte nuevamente en la bicicleta que será la única forma de comprobar cómo se encuentra realmente.

Para la etapa de este jueves, con final en Peyragudes, preveo una escapada desde lejos y control de la misma por parte de Sky. Creo que los grandes favoritos (Bardet, Aru) no se moverán hasta el final, aunque el test más duro será el Port de Balès. Se puede hacer una selección grande en esa bajada, y los corredores como Nairo Quintana, ya un poco más lejos en la clasificación general, deberían atacar allí.

Se dice que Froome no ha tenido tanta autoridad como otros años, pero tampoco le hemos visto pasar ningún problema. Está siendo un Tour de eliminación, cada día va cayendo uno. Tiene el hándicap de que aún puede tener un día malo, pero el que sigue en lo más alto es él.

0 Comentarios

Normas Mostrar