presentado por
Competición
  • Liga Colombiana II
  • LaLiga Santander
  • Premier League
  • Bundesliga
  • Campeonato Brasileño Serie A
  • Ligue 1
  • Serie A
  • Liga Chilena
LaLiga Santander
Campeonato Brasileño Serie A
Serie A
Liga Chilena
Estás leyendo

Maradona, ciudadano napolitano: "Nadie me amó así"

ITALIA

Maradona, ciudadano napolitano: "Nadie me amó así"

El exfutbolista argentino Diego Maradona, a su llegada a Nápoles.

CESARE ABBATE

EFE

Cenó en un conocido restaurante. Más de 30.000 napolitanos le esperaron en la Piazza Plebiscito, lugar para que brindara la ciudadanía de honor de Nápoles.

“Ningún pueblo me ha amado como el napolitano”. Con estas palabras, Diego Armando Maradona recibió este miércoles la ciudadanía honoraria de Nápoles. Un acontecimiento que, como siempre cuando los partenopeos y el Pelusa se mezclan, reservó emoción, pero también sorpresas y cambios de planes.

Todo empezó el pasado 8 de mayo, cuando la SSC Napoli anunció en un comunicado la intención de organizar un partido amistoso con el equipo actual y el que ganó el Scudetto 1987, para celebrar el 30 aniversario del histórico triunfo. Sin embargo, parte del grupo campeón de Italia lo celebró de manera independiente el pasado 10 de mayo (y, como contamos, por motivos inexplicables se quedó en las puertas del San Paolo), así que De Laurentiis decidió echarse atrás. "Tenemos que pensar en la pretemporada y en la previa de Champions", explicó el mandatario.

El alcalde napolitano De Magistris, no obstante, había prometido llevar Maradona y quiso cumplir. El Pelusa, al que vieron muy pocos en el espectáculo del pasado enero en el San Carlo, se debía a los napolitanos y tampoco quería faltar. Como tampoco faltaron polémicas: según varios rumores, Diego aceptó solo por dinero (200.000 euros), hecho que el argentino negó rotundamente en la conferencia de prensa de ayer. "Juro sobre mi madre que nadie me habló de dinero, y al que diga lo contrario le escupiría en la cara", afirmó.

La polémica no se apagó. En la ciudad aparecieron pancartas en contra del alcalde ("Esa fiesta no la quiso la ciudad, sino un alcalde en busca de dinero y publicidad") y, quizás por eso, De Magistris decidió separar la ceremonia oficial de la fiesta en la plaza. Por la tarde, el Ayuntamiento de Nápoles comunicó que Diego habría recibido el título de ciudadano napolitano en el Palacio comunal, antes de acudir a la gala de Piazza Plebiscito.

La cita era para las ocho de la tarde, y hasta las nueve menos cuarto el Pelusa no apareció. El miedo a un estrepitoso plantón desapareció con él, que, alegre y vestido de negro, se presentó en el ayuntamiento y firmó el documento que le convirtió oficialmente en napolitano, recibiendo además la medalla de la ciudad. "Nadie me ha amado como el pueblo napolitano, y también le doy las gracias a quien no me quería ciudadano de esta ciudad. Al final, el que hace algo para Nápoles siempre gana". Un (sufridísimo) final feliz, que culminará con la fiesta en la plaza Plebiscito de esta noche.

0 Comentarios

Normas Mostrar