Temas del día Más temas

Todos somos Tucumán: los chicos que se ganan la simpatía

Fútbol

Todos somos Tucumán: los chicos que se ganan la simpatía

Todos somos Tucumán: los chicos que se ganan la simpatía

JUAN CEVALLOS

AFP

Por diversos motivos los equipos con poca historia conquistan el corazón del fútbol. En el último año sobran los ejemplos: Islandia, Leicester y ahora Tucumán.

Narración Atlético Tucumán - Palmeiras | Copa Libertadores 

Fundado en 1902, Atlético Tucumán es uno de los clubes más antiguos del fútbol argentino. Prócer de su provincia aumentó su prestigio local porque clasificó por primera vez a la Copa Libertadores. 

Este orgullo de pocos se viralizó por la manera en que avanzó a la tercera fase del torneo. Problemas en la conexión aérea Guayaquil-Quito pusieron en peligro esa clasificación. Apurado por el tiempo, llegó después de hora a jugar contra El Nacional en Quito. Sus jugadores usaron las camisetas de Argentina Sub 20, salieron sin calentamiento y con una breve arenga a cambio de charla técnica. 

Ganaron la serie con gol de cabeza de Fernando Zampedri. Un gol que sentimos como propio. “¡Aguante Atlético, sí señor! Somos todos tucumanos”, se emocionó Diego Maradona. Nos emocionamos todos.

Otros que nos robaron el corazón en el último año

Leicester

Ranieri, la pizza, los goles de Vardy, el debate por su correcta pronunciación en inglés y el suspenso para ganar la Premier League. Todo junto termina en una historia de fantasía por la que hizo fuerza el planeta fútbol.

Islandia

Una versión light del efecto Leicester pero en la pasada Eurocopa. Cambió el discurso “más volcanes que futbolistas” que se repitió hasta que empezó a jugar. #teamisland. Eliminó a Inglaterra y alcanzó los cuartos de final, pero lo sacó Francia. La celebración de sus goles rompió YouTube.

Chapecoense

El mejor ejemplo para creer en la solidaridad. Su tragedia conmovió los cimientos del fútbol y su escudo se salió de la camiseta para apropiarse del mundo. También nación un nuevo himno, “Vamos, vamos Chape”.

***Bonus Track

Kashima Antlers

Los japoneses llevaron al Real Madrid hasta las cuerdas. Los últimos 25 minutos de esa final del Mundial de Clubes fueron de trabajo duro la Casa Blanca que siempre tiene el tiro del final con Cristiano Ronaldo. El portugués llevó el partido al alargue y evitó los penales con sus goles. Pero no pudo, sacarnos de la mente al Kashima que acarició la hazaña.

0 Comentarios

Normas Mostrar