Solidaridad

Esa fue la principal razón de la importante victoria del Independiente Santa Fe sobre el Medellín en el Atanasio Girardot. Parecido en el marcador final a lo ocurrido en Floridablanca con el triunfo de los búcaros. Nuevamente 2-1, pero del lado santafereño.

Solidaridad de todos los integrantes cardenales. Porque tanto Osorio como Plata estuvieron ayudando a los del medio, correteando y haciendo "sombra" para obstruir la salida de “El Poderoso”.

Sobre el cierre del juego, Costas retiró a los delanteros y dio ingreso a Perlaza y Anchico, para eliminar de la mente un 3-1 y más bien fortalecer el esquema defensivo. Aunque Medellín se adelantó en el marcador, después Plata a puro pulso y fuerza recuperó la pelota, siguió hacia el área, esquivó un zaguero y consiguió el empate. A todas estas, al DIM no le funcionó ni Marrugo, Ni Hernández y por ahí Arias, insistía con remates a distancia sin peligro.

Jonathan Gómez quien no estuvo "fino" en pases en profundidad, ejecutó muy bien un tiro libre de costado y Balanta, sorprendió con un cabezazo y apuntar en la libreta los tres puntos y esperar con confianza el juego de regreso.

Santa Fe exhibió un juego ordenado, compacto, con un trabajo incansable de los volantes y la anticipación esencial de los hombres del fondo, incluyendo a Castellanos, que sacó una oportunidad a Caicedo. Los rojos bogotanos mostraron más sentido de equipo, de grupo solidario. Entre tanto, Medellín resultó muy previsible, con Marrugo, queriendo hacer más de lo que podía y transportando demasiado la pelota.