Atlético Nacional

Rueda: "Duele perder un clásico, pero no hay que hacer drama"

El DT lamentó el error que cometió Nacional al liberar a Hechalar en el gol, pero valoró los cinco días de trabajo y el fogueo en Miami ante dos buenos rivales.

Reinaldo Rueda

El técnico de Atlético Nacional, Reinaldo Rueda, prefirió darle más importancia a los minutos de juego que sumó el campeón durante el cuadrangular en Miami que a la derrota 1-0 con Independiente Medellín, con un gol de Hernán Hechalar en el último minuto.

Para él, lo lógico es no querer caer ni en amistosos ante el rival de patio, pero no se concentró en el resultado pues el Rey de Copas apenas está soltando y tomando forma para encarar una exigente temporada.

"Es normal. De un partido como este no hay que hacer drama o catástrofe. Duele porque es el clásico y es el eterno rival, pero que hay que seguir el camino y hacer un mejor trabajo", manifestó el estratega, que se lleva como balance la victoria 2-0 sobre América y la derrota 1-0 con el DIM.

Rueda, que en el fondo sintió que lo más justo era un empate, pese a que Nacional tuvo opciones para abrir el marcador con Juan Pablo Nieto y Marlos Moreno, admitió que se falló al no referenciar bien a los jugadores del DIM en la acción del gol.

"En un error se liberó a Hechalar, se dio un doble rebote y él estuvo muy oportuno ahí para definir", detalló el entrenador sobre esa acción que cerró el compromiso en el FIU Stadium de Miami.

El vallecaucano destacó el trabajo adelantado en esta fase de la pretemporada, pero lamentó que el escenario no hubiera sido el mejor. "Son dos juegos que sirven para tomar ritmo, quizá no en el nivel ideal por la cancha pero ante dos buenos rivales", agregó el DT.

Por último, Rueda manifestó sobre el cuadrangular en Estados Unidos que "fue importante por los cinco días de trabajos, los dos juegos y los dos rivales. Esto nos da una buena evaluación para el futuro inmediato".

Y el futuro inmediato es el doble enfrentamiento ante el Deportivo Cali en la Superliga 2016, el primer reto de la temporada para el campeón, que arranca en Palmaseca el 24 de enero y finaliza en el Atanasio Girardot el 27 de enero otorgándole al ganador un cupo a la Copa Sudamericana.