presentado por
Competición
  • Liga Colombiana II
  • Champions League
  • Copa Libertadores
  • Colombia B - II
  • Hoy en As
Liga Colombiana II
Copa Libertadores
Colombia B - II
Quindío Quindío QUI

-

Deportivo Pereira Deportivo Pereira DEP

-

Apabullante

Apabullante

Bogotá

El número 27 resultó el comienzo del fin para Once Caldas. A los 27 segundos, Emerson sorprendió adelantado a Cuadrado y allí comenzó la caída estrepitosa del grupo caldista. Porque a los 27 minutos del primer tiempo, fue bien expulsado el peruano Paolo Guerrero. Allí el Corinthians se vio favorecido y parece paradójico, porque le fue cediendo la iniciativa al visitante y lo esperó sin muchas complicaciones por que los laterales rivales nada conseguían para Penco y Arango.

A propósito de Penco, dispuso al menos de dos opciones y no las aprovechó y el Once se fue quedando con un dominio de campo, que fue realmente espejismo porque nada consiguió. El 1-0 al terminar el primer tiempo era negociable pensando en el segundo tiempo.

Salió Valoy muy enredado y entró Patricio Pérez, que por momento pareció ofrecerle más al equipo. Otro delantero, César Arias, también fue convocado para tratar de formar una pareja, con Penco, sin que concretara nada peligroso para el arquero Cassio. En cambio, el Corinthians resultó contundente. Consiguieron de muy buen factura, especialmente el gol de Elias, una diferencia amplia de cuatro goles, cuota difícil de equilibrar en Manizales.

Todo lo ocurrido fue una derivación lógica del actual momento de las formaciones. Mientras Corinthians comenzó el torneo Paulista blanqueando a Marilia por 3-0 y añadiendo a este resultado el 4-0, puede asegurarse que dispone de un plantel coherente en su fútbol, con un jugador Elias; el mismo que anduvo por Atlético de Madrid, en un alto nivel.
En la otra orilla el Once Caldas apenas despega, perdiendo en su primera salida del campeonato local y agregando esta apabullante caída.

Nadie en el futbol puede dar cabida al pesimismo, porque todo puede pasar. Poner en duda la realidad de estos dos equipos es bien distinta. Es mucho más el Corinthians en juego y solo se puede confiar en el orgullo personal de los jugadores del Once, para intentar equilibrar la serie.

Yo veo complicada la reacción. No se usted...

0 Comentarios

Normas Mostrar