Por siempre Chapecoense

Cada tanto, el destino cuestiona nuestras certezas y expone nuestra fragilidad.

Sarah Castro Lizarazo