LALIGA

James vs Sevilla: Momento para que Real Madrid se conecte

Tras la derrota ante PSG en Champions League, el equipo español necesita reaccionar y juntar su medio campo para mejorar.

James Rodríguez, durante una sesión de entrenamiento de Real Madrid

En París quedó claro que Real Madrid está desconectado, que los fichajes necesitan de tiempo para consolidarse y que varios jugadores están en bajo nivel afectando el de sus compañeros. Para James Rodríguez el partido ante PSG en Champions League fue un bajón a tierra, tras dos juegos destacados en LaLiga, en los que sin ser brillante había tenido un buen rendimiento.

Este domingo el equipo madrileño enfrentará a Sevilla, líder del torneo con 10 puntos tras cuatro jornadas, y sera un rival que lo complicará de la misma manera en que lo hizo el de Tuchel. Por eso este partido es un momento clave para que Zidane una sus piezas, tanto en el medio campo como en el tridente de ataque.

James, Kroos y Casemiro deben estar juntos

Sin Isco ni Modric, las opciones de Zidane se cierran a tres para conformar el medio campo. Con James, Kroos y Casemiro tiene cubiertas todas las funciones en esta zona. Ahora, la función del técnico y de los jugadores es trabajar con sintonía, estar firmes en la marca, pero especialmente juntarse en ataque. 

El colombiano es el único de los tres que tiene una asistencia y el que más se puede acercar a los delanteros para ser decisivo (por sus características). Por eso tiene un promedio mayor de remates a puerta por partido, 2.3, a diferencia del 1.7 de los otros dos. Pero al mismo tiempo es el que más balones pierde por juego, 13 en total, y es ahí donde debe mejorar para que los pases ofensivos no se conviertan en un riesgo defensivo.

Juntar estas tres piezas son la clave del Madrid. Kroos tuvo un buen arranque de temporada, similar al de James y muy superior al de Casemiro, que no jugó bien ante PSG. El alemán tiene la responsabilidad de comandar al equipo ante la ausencia de Modric, hasta el momento es el jugador que más pases hace en el equipo (388) y por él pasan las diferentes fases del juego, pero es momento que eso se vea reflejado con los delanteros y en su sociedad con el '10' de la Selección.

¿Y los extremos y Benzema?

Ante PSG, Zidane presentó por primera vez el tridente Bale, Benzema y Hazard, que en teoría es el arma principal del equipo en ataque. Sin embargo y como consecuencia del mal funcionamiento del medio campo, los delanteros no encontraron el camino adecuado. En lo individual el galés fue el que mejor respondió, pero en general nadie del Madrid hizo un solo remate al arco, algo que no sucedía desde hace 578 partidos oficiales.

Los extremos y el '9' necesitan de la solides de la mitad, sino va a seguir disonantes y lejanos del gol... ¿Quién les va a llevar el balón? Porque el rendimiento en LaLiga no ha sido malo desde lo individual (Benzema tiene cuatro goles y Bale dos), ahora falta que se junten todos.